En una semana han coincidido el anuncio de la reactivación de las obras de la L9, la presentación del Plan de Cercanías y el acuerdo final para la unión del tranvía por la Diagonal.

El transporte público de la Región metropolitana de Barcelona está de enhorabuena. En una misma semana han coincidido tres anuncios que deben permitir mejorar significativamente la oferta de transporte público, y que van en la línea de lo que desde la PTP hemos estado reivindicando desde hace muchos años.

Cronológicamente la primera noticia ha sido el anuncio por parte del Departamento de Territorio y Sostenibilidad de la reactivación de las obras de la línea 9 del metro. Después de un largo período de incertidumbre y con las obras paradas, se establece un calendario de actuaciones y se reanuda el trabajo de las tuneladoras en el tramo central. La PTP considera necesaria la finalización de esta línea, anunciada en su día tal vez con exceso de triunfalismo y con deficiencias importantes de diseño y gestión, para dar sentido y carga de viajeros a los tramos ya construidos y ampliar la capacidad del transporte público urbano de la ciudad de Barcelona.

Dos días después, el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana ha presentado el Plan de Cercanías de Cataluña. El plan incluye un buen número de medidas reivindicadas reiteradamente por la PTP y incluidas en el reciente documentoObjetivo Tren 2024. Desde la PTP consideramos que se trata de un documento solvente y que prevé actuar sobre los principales cuellos de botella de la red de cercanías. Su ejecución permitiría una mejora sensible en el servicio ferroviario en ancho ibérico. La clave estará en su efectiva realización, ya que los precedentes no invitan al optimismo. Recordemos que, tal y como denunció en su día la PTP, el grado de ejecución del plan de cercanías anterior no superó el 14%.

Finalmente, el viernes se ha hecho público el acuerdo alcanzado entre el Ayuntamiento de Barcelona y la ATM para iniciar las obras de la unión de tranvías por la Diagonal. Se logra finalmente un objetivo llarguíssimament reivindicado no sólo para la PTP, sino también para muchas entidades ambientalistas y vecinales reunidas en la plataforma “Unimos los Tranvías”. A pesar de que el acuerdo ha tardado más de lo que hubiera sido deseable, celebramos una noticia que consideramos histórica, y confiamos que permitirá acelerar al máximo la resolución de los aspectos administrativos pendientes.

Valoramos los acuerdos alcanzados y los compromisos de actuaciones y plazos establecidos como muy positivos, pero somos conscientes de que no son aún garantía absoluta de ejecución. Por este motivo, desde la PTP haremos un seguimiento exhaustivo de las actuaciones comprometidas y seremos exigentes en el cumplimiento de los plazos. Al mismo tiempo, reclamaremos aún con más fuerza la realización de algunos proyectos que aún quedan incomprensiblemente varados, y en primer lugar la ejecución delcarril bus en la B23, Reivindicada desde hace más de veinte años.

La PTP agradece el esfuerzo de todas las personas e instituciones que han hecho posible estos acuerdos, y los invita a perseverar en los esfuerzos para lograr una movilidad más sostenible.